En redes sociales se están compartiendo vídeos y cadenas de WhatsApp sobre supuestas agresiones o motines por parte de personas inmigrantes en centros de salud de España. Los contenidos relacionan las supuestas agresiones con la actual pandemia de COVID-19, aunque hay vídeos que te están intentando colar que ni siquiera son actuales.

Os contamos algunos casos de falsas agresiones en centros de salud españoles que se utilizan para criminalizar a los inmigrantes:

No, no hay pruebas de que 41 inmigrantes con COVID-19 provocaran un motín en el hospital Virgen de la Caridad en Cartagena ni de que intentaran fugarse

Se difunde una cadena de WhatsApp que afirma que "ha habido un motín" en el Hospital Virgen de la Caridad en Cartagena por parte de "41 inmigrantes positivos" en COVID-19 y que han intentado fugarse. Se afirma incluso que las personas inmigrantes amenazaron con "pegar fuego a la habitación". 

Pero no hay pruebas: la Policía Nacional niega que hubiera un motín y afirma que "no hubo tentativa de fuga", pero sí "una situación de nerviosismo" porque los internos no entendían al personal del hospital. El hospital afirma que los contenidos que afirman que hubo un motín "son un bulo total y absoluto" y asegura que "nadie intentó fugarse".

Según explica el Hospital, el 28 de julio acudieron policías al centro con un traductor porque un hombre que no entendía español se puso a dar golpes en la puerta, pero que no hay ningún desperfecto. También la Policía Nacional indica que "lo que se hizo fue conseguir un traductor". Desde el Ayuntamiento de Cartagena, de quien depende la Policía Local, aseguran no tener constancia de un suceso similar.

No, el vídeo de "un musulmán atacando al personal médico en centro de salud español", no es real

En el contexto de la pandemia de COVID-19, ha vuelto a viralizarse un vídeo de una agresión en un hospital. En el mensaje que acompaña a las imágenes se afirma que es "un musulmán atacando al personal médico en centro de salud español". Pero es un bulo que ya desmentimos en Maldita.es en 2018.

La agresión tuvo lugar en Nóvgorod (Rusia) en 2017, según publicó el medio Med Russia. Una persona en estado ebrio atacó a tres empleados de un hospital.

De hecho, el bulo también llegó a Francia en forma de una publicación de Facebook que, de nuevo, afirmaba que se trataba de un "inmigrante golpeando a tres enfermeras". Este post se compartió casi 172.000 veces y tenía once millones de visionados, según este artículo de l'alsace.fr.

¿Qué sabemos del vídeo de un supuesto paciente abofeteado por un sanitario? Los hechos ocurrieron en Brasil

Ha vuelto a moverse un vídeo en el que un sanitario le da una bofetada a un supuesto paciente "ilegal". Ya verificamos este vídeo en 2019. Entonces, se movía con mensajes como "Cuando un #inmigrante ilegal te exige. Te falta el respeto. Te insulta" o con la frase "Vean a un profesional recetando ibuprofeno a un inmigrante, con más profesionales como este acabábamos con las listas de espera".

Pero este vídeo no ha sido grabado en España, ni es actual ni está relacionado con la actual pandemia de COVID-19. Se trata de un vídeo grabado en Brasil.

Los hechos ocurrieron el domingo 18 de agosto de 2019 en un centro de atención hospitalaria, conocida como Unidade de Pronto Atendimento (UPA), ubicado en la ciudad de Londrina, en el estado de Paraná, Brasil.

En las imágenes se ve como un hombre con una bata blanca se acerca a un hombre con el brazo vendado y le asesta una bofetada frente al resto de pacientes. En el vídeo se puede visualizar las siglas de UPA en la bata blanca del hombre. Tal y como publican medios del país, Globo o Folha, el agresor sería un técnico de enfermería que estaba tratando de evitar un posible robo que estaba llevando a cabo el supuesto paciente del vídeo.

Con respecto al supuesto paciente, según el medio brasileño Folha, sería un trabajador de la construcción que se había roto el brazo tras caerse de una escalera. Por lo tanto, no hay pruebas de que éste fuera un "inmigrante ilegal" en el país, como afirmaban los mensajes que se difundieron.